Ceguera en Pollos

Al igual que otros animales, las aves son propensas a muchas enfermedades. Los ojos de los pollos son una parte muy susceptible a patógenos, es una vía de entrada de varios microorganismos y si no se cuenta con un plan de salud para las aves o una correcta higiene en las instalaciones los patógenos se instalan en los ojos y puede provocar ceguera en pollos, gallinas, pavos, etc.

enfermedad de ojos en pollos

La ceguera en los pollos generalmente no suelen ser un problema grave. Sin embargo, esta dificultad ocular puede hacer que la ave disminuya su rendimiento, ya que es seguro estará en desventaja para competir por el alimento y agua. A continuación, hablaremos de los problemas y causas del por qué los pollos desarrollan ceguera.


Causas más comunes de la ceguera en pollos y gallinas

Como mencionamos al principio, algunos virus, bacterias, hongos e incluso lesiones, son las responsables que se desarrolle alguna infección en los ojos de los pollos. Por ello, mencionaremos algunas de las enfermedades o causas más comunes que provocan ceguera en aves.

1. Viruela aviar

La viruela aviar, es una enfermedad viral que no solo afecta a los pollos, si no también a otras clases de aves. Esta enfermedad es producida por un virus DNA  epiteliotrópico del genero Avipox.

Entre los principales síntomas que desarrolla un animal infectado, son las erupciones que se producen en las áreas descubiertas de plumas. Si estas erupciones se desarrollan alrededor del ojo de tu ave, puede producir una inflamación ocular que cause el deterioro de la vista e incluso en casos graves, ceguera en el pollo. Generalmente, el globo ocular del animal no es afectado, y una vez que las erupciones desaparecen el animal recupera la vista.

2. Enfermedad de Marek

La enfermedad de Marek también conocida como “parálisis de las gallinas“, es otra enfermedad viral que puede provocar ceguera en las aves. Esto se debe a que los pollos pueden desarrollar tumores en el iris, que es la membrana que se ubica detrás de la córnea perforada por la pupila. Ocasionando deformaciones en la pupila, lo que a su vez provoca ceguera.

Conoce también los mas populares purgantes naturales para gallos.

3. Salmonella

Algunas enfermedades bacterianas como la salmonella typhimurium o salmonella Arizonae, se caracterizan por ocasionar conjuntivitis purulentas, que es la inflamación del globo ocular con presencia de pus. Este problema ocasiona lesiones severas en los ojos de las aves y los pollitos pueden ser infectados por transmisión directa de la reproductora a través del contacto con el ombligo o mediante el saco vitelino.

4. Hongos

Uno de los hongos más comunes que se pueden presentar en los gallineros es el Aspergillus. Este hongo puede penetrar en el cerebro y en los ojos de las aves. Cuando los ojos del animal se contagian por este hongo, se desarrollan unas placas amarillas por debajo del parpado. Lo que hace que el ojo sufra una inflamación y se produzcan lesiones graves, al grado de provocar ceguera en el pollo.

5. Toxicidad por amoniaco

Los gases de amoniaco, son una de las principales razones por la cual los pollos pueden sufrir una irritación ocular. Este gas afecta severamente las membranas conjuntivas en la superficie blanca de los ojos.

Las aves con este problema presenta parpados hinchados, enrojecidos y evitan la luz porque les lastima. Si los niveles de amoniaco se mantienen alto, la córnea puede llegar a tener ulceras, dando como resultado que el animal pierda la vista. En los sistemas de producción intensiva, la acumulación de gases de amoniaco generalmente se asocia a una mala ventilación. Este problema normalmente no ocurre en sistemas de cría extensivos.

6. Encefalomielitis Aviar

Esta enfermedad es ocasionada por un virus y generalmente les da a los pollos de entre una a seis semanas de vida. Este virus afecta principalmente el sistema nervioso, provocando que los pollos afectados tengan una expresión torpe en los ojos y desarrollen cataratas. La lente de los ojos del animal se llega a fragmentar y deja de funcionar adecuadamente para enfocar imágenes.

7. Enfermedades respiratorias

Muchas de las enfermedades respiratorias como el Newcastle, Bronquitis infecciosa y la Laringotraqueítis pueden provocar conjuntivitis. Aunque estas infecciones no dañan directamente los ojos, si llega a provocar molestias que hacen que el animal frote y arañe sus parpados. La lesión permanente del ojo no suele ser común.

8. Deficiencia en vitaminas

La deficiencia en vitaminas A y E pueden provocar ceguera en las aves. Esto se debe a que la vitamina A es importante para el mantenimiento del revestimiento de los conductos del lagrimal y para la producción de pigmento visual. En caso de la vitamina E, es importante para el mantenimiento de la proteína de la lente del embrión que está en desarrollo.

La deficiencia de vitamina E puede provocar que el animal desarrolle cataratas y como consecuencia ceguera.


Tratamiento para la ceguera en aves

Generalmente, los problemas que anteriormente mencionamos son tratados con antibióticos o con vacunas para prevenir las enfermedades que causan ceguera. Para las infecciones oculares es común que los avicultores apliquen antibióticos en forma de ungüento.

También hay antibióticos en forma de pastilla o píldoras e incluso algunas que se pueden mezclar en el agua que consumen tus aves. Si observas que algunos de tus pollos presentan ceguera, lo ideal sería que acudas con un médico veterinario, ya que él te dará el mejor tratamiento para que tu pollo se recupere lo más pronto posible.

También, es importante que el animal con infección ocular sea separado de las gallinas que están sanas, con la finalidad de evitar que la infección se expanda y otras aves se lleguen a contagiar.

También te puede interesar mas temas sobre la crianza de pollos:

Add a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *